Firman el Compromiso Ético Panamá para intentar rescatar la sociedad de la desesperanza

El Compromiso Ético Panamá es un documento que surge por iniciativa de la USMA, en el que se recogen principios y valores que deben guiar la vida en sociedad, tomando en cuenta la grave crisis de desconfianza y desesperanza que sacude al país. Este movimiento cuenta con la adhesión de diversas agrupaciones y gremios genuinamente interesados en el bienestar de los panameños. El Compromiso Ético Panamá está en la web de la universidad, abierto a la firma virtual de todos y todas.

Representantes de diversos sectores del país firmaron el Compromiso Ético Panamá, una iniciativa de la Universidad Católica Santa María La Antigua, como un aporte a la transparencia, honradez, decencia y vivencia de los valores cívicos y morales, necesarios para el fortalecimiento de la sociedad y de la democracia.

El documento está disponible en la página web de la USMA y abierto a todos los que deseen adherirse y firmarlo virtualmente, como constancia de su deseo de recuperar la esperanza y de confirmar su compromiso con un mejor Panamá.

El Compromiso Ético Panamá fue firmado por: obispo Julio Murray, presidente del Comité Ecuménico de Panamá; rabino Gustavo Kraselnik, presidente del Comité Interreligioso de Panamá; señor Julio De La Lastra, presidente del Consejo Nacional de la Empresa Privada;
señor Luis Herrera, en representación de la Central General Autónoma de Trabajadores de Panamá; señor Henry Ferguson, en representación del Club Activo 20-30; señor Mario Rodríguez, vicepresidente del Comité Nacional Pro Valores Cívicos y Morales; Licda. Ana Reyes de Serrano, presidenta de la Asociación Nacional de Enfermeras de Panamá; Licda. Kathia Díaz, coordinadora de Justicia y Paz; Roberto Garrido, presidente la Federación de Estudiantes de la USMA, en representación de la juventud.

Durante el acto de lanzamiento de esta campaña, monseñor José Domingo Ulloa, Gran Canciller de la USMA, afirmó que con este acto se quiere iniciar un movimiento para el que no se necesitan grandes conocimientos, hazañas, grandes estrategias, grandes decisiones ni grandes inversiones; solo buena voluntad.

Indicó que es un proyecto cívico que ofrece esperanza, porque la esperanza es la luz que, aunque pequeña, siempre alumbra en los peores momentos al ser humano y tiene la fuerza necesaria para encender la chispa que le hace surgir, incluso desde las situaciones más desesperantes; disipa y vence la decepción imperante, para que se instale en la sociedad la confianza para volver a sentirnos orgullos desde lo que somos y de lo que compartimos como pueblo y país.

Por su parte el rector de la USMA, Francisco Blanco, afirmó que el peor virus que ataca a la sociedad no es el que produce el covid-19, sino que es el virus de la falta de valores y principios, que está logrando deshumanizarnos y nos está volviendo pusilánimes, egoístas e insensibles ante el dolor y el sufrimiento de nuestros hermanos.

En este momento tan crucial por el que está atravesando el mundo y la sociedad en particular, aparece esta iniciativa del Compromiso Ético Panamá, la que quiere rescatar la sociedad de la desesperanza y reavivar la llama de la ilusión y autoestima, explicó el profesor Blanco.

Destacó que ante la falta de credibilidad y de decepción en la que la sociedad se ha sumido en los últimos tiempos, se suma que, prácticamente cada día, surge algo nuevo que aumenta la desesperanza, lo que evidencia la falta absoluta de valores y principios tanto éticos como morales, que nos pone en una situación insostenible como personas y como sociedad.

La firma virtual del Compromiso Ético Panamá, según las palabras del rector, debe ir acompañada de la coherencia y vivencia, desde nuestras propias creencias e ideas religiosas, políticas y de cualquier clase, de esos valores que firmamos para demostrar que se puede, desde la diversidad, estar unidos en estos ideales que tanto necesita Panamá.

En el acto se le rindió homenaje al equipo de salud de Panamá, por el extraordinario trabajo que desarrollan ante el feroz ataque del covid-19.

En representación de los firmantes del Compromiso Ético Panamá habló Ana Reyes, presidenta de la Asociación Nacional de Enfermeras, quien invitó a que los valores sean el fundamento que mueva nuestro comportamiento y forma de vivir. Por ello, exhortó a que todos se sumen a este esfuerzo, pensando en las actuales y futuras generaciones, pues los valores son un proceso de vida y enseñanza que se ha dejado a un lado.

Roberto Garrido, presidente de la Federación de Estudiantes de la USMA, quien hizo uso de la palabra en representación de la juventud, exaltó la importancia de la formación integral durante la etapa académica, así como la necesidad de que cada uno reflexione sobre el aporte que hace al país, pues siempre hay personas que necesitan del otro o de la otra, por lo que la solidaridad es un valor indispensable. “Solo cuando te acercas a los demás mediante estas acciones, te das cuenta de lo que viven estas personas y eso te ayuda a crecer”, indicó.

Conoce de otras actividades  de la Comunidad USMA. Para recibir el nuevo contenido de Haciendo Universidad, recuerda suscribirte. Si deseas escribir para Haciendo Universidad, contáctenos a dci@usma.ac.pa

Lea también:

Compromiso Social USMA

Dejar respuesta

− 3 = 1