Todos podemos tener un impacto positivo en la vida de los demás. Por: Carolina Elhayek, Estudiante de Derecho y Ciencias Políticas

Experiencias del Servicio Social

Actualmente estoy finalizando los últimos requisitos de mi carrera de Derecho y Ciencias Políticas en la USMA. El último requisito que me faltaba para completar mi carrera fue la de cumplir con 100 horas de servicio social, el cual decidí llevar a cabo junto en la fundación Asociación Religiosos Mercedarios de Panamá. Esta fundación cuenta con un hogar donde tratan a 14 niños que han sido separados de sus familias por temas de inestabilidad o violencia doméstica, lo que termina afectando su desarrollo integral y calidad de vida.

Tuve la oportunidad, en tiempos de pandemia, en que todos tuvimos que buscar la manera de reinventarnos, de darles tutorías de matemáticas a estos niños a través de las plataformas Zoom y Google Meets. A pesar de los retos o dificultades que se presentaron durante el proceso, me llevo grandes lecciones que aplicaré por el resto de mi vida. Solo pude comunicarme con los niños través de una pantalla, pero llegué a tenerle a cada uno de ellos un cariño y aprecio inmenso. Me han inspirado a querer seguir aportando a esta sociedad y darme cuenta de lo afortunada que soy, al poder contar con una educación de calidad.

Siento el compromiso de seguir aportando y ayudando a personas necesitadas en el ámbito educacional. La educación es verdaderamente la base del desarrollo del país y debemos fortalecer esas raíces para esperar un futuro sostenible y lleno de esperanzas. Considero que el cambio empieza con los ciudadanos, y no debemos quedarnos de brazos cruzados a esperar que el Estado haga todas las mejoras para seguir progresando. Todos podemos hacer un cambio, por más pequeño que parezca, para impactar de manera sustancial la vida de otras personas.

Las opiniones expresadas en esta sección son de exclusiva responsabilidad del autor y no representan la opinión de esta Universidad.

Lea también:

Será para susurrar tu nombre Por: Profesor Domingo Lapadula Silvestri

Dejar respuesta

13 − = 11