“Un trastorno cognitivo en aumento: el Alzheimer”

Por: Abdel A. Solís Rodríguez
Profesor de la USMA

En el mes de septiembre se conmemoró el Mes Mundial de Alzheimer y, como todos los años, la Vicerrectoría de Investigación y Extensión de la USMA y la Dirección de Investigación, apoyamos las actividades organizadas por la Asociación de Familiares de Pacientes con Alzheimer (AFAPADEA). En este sentido, es importante hacer conciencia de esta realidad, ya que cada vez es más frecuente escuchar que un amigo, un conocido o un familiar, padece de la Enfermedad de Alzheimer. Esta situación será cada vez más común; la Organización Mundial de la Salud (OMS) indica que el número de personas con demencias está aumentando rápidamente, cada año se registran 10 millones de nuevos casos y en países de ingresos bajos y medios (como el nuestro), las personas con demencia tenderán a aumentar cada vez más.

Panamá no escapa a esta realidad, pues según estimaciones del Instituto Nacional de Estadísticas y Censo (INEC, 2015), en 30 años el 25% de nuestra población podrá considerarse mayor de 60 años y es éste un factor de riesgo importante para padecer este trastorno. La característica principal de esta enfermedad es la alteración del funcionamiento cognitivo: la capacidad del cerebro para procesar la información, siendo el recuerdo de la nueva información (acontecimientos, mensajes, conversaciones… recientes) lo que se empieza a afectar; es decir, la capacidad de memoria. Otros síntomas, son la desorientación temporal y espacial, pueden empezar a no reconocer los lugares conocidos y se pierden, dificultades para poder seguir el hilo de una conversación, repetir conversaciones o preguntas, problemas con el manejo del dinero, pérdida o extravío de objetos, etc. Es importante estar atentos a estos cambios para acudir a los especialistas como los médicos geriatras y neurólogos, y de confirmarse el trastorno en la evaluación neuropsicológica junto a otros exámenes, dichos especialistas darán el tratamiento oportuno para intentar que el deterioro cognitivo vaya más lento y no progrese rápidamente.

De esta manera quiero hacer un llamado a la conciencia, para que todos estemos atentos a esta realidad, además de fomentar las políticas públicas para abordar este problema, apoyar a las Asociaciones de familiares y enfermos, brindar nuestra ayuda a los cuidadores, aumentar en investigación… hay tanto por hacer. Un saludo especial a todos los familiares que con amor, cariño, paciencia y entrega cuidan de sus familiares enfermos, aunque éstos ya no les recuerden.

Quien les escribe es neuropsicólogo clínico (Psic. Mgstr. PhD), investigador y docente de la Universidad Católica Santa María la Antigua (USMA), miembro de Sistema Nacional de Investigación (SNI) de Panamá.

Las opiniones expresadas en esta sección son de exclusiva responsabilidad del autor y no representan la opinión de esta Universidad.

Lea también:

Seguimos esta historia, hablemos del café

Dejar respuesta

+ 13 = 17